Joe Strummer.


A Tribute to Joe Strummer

Joe Strummer es uno de esos tipos que siempre me han caído bien. Conocí a The Clash cuando iba al instituto y flipé pese a que siempre he tenido devoción por el Rock and Roll. Y esa pasión por The Clah la sigo manteniendo, menos, pero ahí está, aunque perdí la mayoría de los Cd en mi época de mensajero; es lo de siempre, dejámelo que me lo grabo y te lo devuelvo… y hasta hoy.

Joe Strummer tenía algo; abanderó el punk y, sin embargo, venía de tocar en una banda de R’N’R, algo contra lo que el punk bramó sobrada y, en algún caso, justificadamente; un punk rocker que se permitió licencias poéticas en multitud de canciones como las referencias a Lorca en Spanish Bombs; un rebelde que militaba en cada canción que escribió, que igual le cantó a la revolución como a los personajes del lumpenproletariado a los que era aficionado; ahí está Janie Jones en el primer trabajo que publicara. Un tipo que se sobrevivió a sí mismo, que tras el éxito y la fama se dedicó a sus cosas, a viajar, era un enamorado de Granada donde tenía amistades, a comprar y reparar coches antiguos con su coleguita Brian Setzer de los Stray Cats, a componer música para pelis y para otra gente hasta que volvió a sentir la llamada del escenario y creó los Mescaleros que, para mi gusto, nunca, estuvieron a la altura de los viejos Clash.

Un tipo que tenía tanta clase que nunca quiso tenerla.

Joe Strummer nació con el nombre John Mellor en Ankara, Turquía el 21 de agosto de 1952. Su madre, nacida en Escocia, era enfermera; mientras que su padre, nacido en Lucknow, India, era un diplomático del Servicio Consular. La familia viajaba la mayor parte del tiempo, por lo cual Strummer vivió su infancia en varios países distintos. A los 9 años de edad, Strummer y su hermano David, de 10 años, comenzaron a asistir a la escuela “City of London Freemen’s School” de Surrey. Durante estos años, Strummer vio a sus padres en pocas ocasiones. De joven, comenzó a interesarse en la música, especialmente en el rock, escuchando a The Beatles, The Beach Boys y al cantante folclórico estadounidense Woody Guthrie. A pesar de nunca haber tenido una relación muy estrecha con su hermano David, el suicidio de éste generó en Strummer un cambio brutal respecto a su manera de ver la vida. Luego de terminar la escuela, Joe se mudó a Londres para estudiar en la escuela de arte y diseño de la ciudad, ya que tenía en mente la idea de convertirse en caricaturista. Durante estos años, compartió su departamento en el suburbio de Palmers Green con Tymon Dogg, que luego colaboraría con él en sus proyectos musicales.

En 1973 Strummer se mudó a Newport, Gales para asistir al “Newport College of Art”, pero pronto abandonó el proyecto de estudio. Durante su estancia allí, formó junto a unos amigos la banda The Vultures donde cumplió el rol de cantante y segundo guitarrista. A la vez, trabajó como sepulturero para solventar sus gastos. En 1974, la banda se separó y Strummer volvió a Londres donde se reencontró con Tymon Dogg. Desde ese entonces, ambos comenzaron a actuar como músicos callejeros hasta que, junto a sus compañeros de departamento, formaron la banda The 101’ers, nombrada así por la dirección donde habitaban (Walterton Road 101, en Maida Hill). Desde ese entonces, el grupo comenzó a tocar covers de canciones populares de blues americanas en distintos pubs de Londres. Hacia 1975, Mellors escogió el seudónimo “Joe Strummer” para suplantar el que utilizaba hasta el momento, “Woody” Mellor, y le insistió a sus compañeros que lo llamaran así. El nombre “Strummer” (inglés de rasgueador) aparentemente refería a su rol de guitarrista rítmico de una manera despreciativa. Strummer pronto comenzó a escribir temas originales para The 101’ers siendo el primero uno inspirado en su novia de ese momento, la baterista española del grupo The Slits Paloma Romera. Al resto de los miembros les gustó la canción, titulada “Keys to Your Heart”, y la eligieron para emitir en su primer sencillo.

The Clash: 1976-1985

El 3 de abril de 1976, la por entonces desconocida banda Sex Pistols tocó en un show londinense junto a varios otros grupos, entre los cuales se encontraba The 101’ers. Poco después de la presentación, el mánager Bernie Rhodes y el guitarrista Mick Jones se acercaron a Strummer con el objetivo de incorporarlo como cantante a su banda, London SS. En palabras textuales, le dijeron “Eres bueno, pero tu grupo es una mierda”. Strummer pronto se unió a la banda que fue reformada con Jones en guitarra, Paul Simonon en bajo, Keith Levene en segunda guitarra y Terry Chimes en batería. El nuevo grupo se llamó The Clash, nombre ideado por Simonon e hizo su debut el 4 de julio de 1976 abriendo para los Sex Pistols en The Black Swan, hoy conocido como The Boardwalk, en Sheffield. El 25 de enero de 1977 la banda firmó contrato con CBS Records, a pesar de haber sufrido las idas de Levene y Chimes. Poco después, Topper Headon se convirtió en el batería completando así la alineación clásica.

The Clash fue la banda musicalmente más amplia de la primera ola del punk y a la vez la más politizada de todas. Sus canciones, usualmente compuestas por Mick Jones y el propio Strummer, trataban temas como la decadencia social, el desempleo, el racismo, la brutalidad policial, la represión política y social, el militarismo y, en algunos casos particulares, el sexo. Strummer estaba involucrado en las campañas de la liga Anti-nazi y del “Rock contra el racismo”. La importancia a nivel musical de The Clash se evidencia en la elección de su álbum London Calling como mejor disco de los años ’80 por la revista Rolling Stone y en la influencia que ha ejercido el grupo en una gran cantidad de bandas de rock u otros géneros como el hip-hop, rubro en el cual Public Enemy los cita como una influencia muy importante.

Durante su participación con The Clash, Strummer, al igual que sus compañeros, tuvo sucesivos conflictos con la ley. El 10 de junio de 1977, fue arrestado junto a Topper Headon por pintar “The Clash” con aerosol en la pared de un hotel. A su vez, a mediados de los ’80 fue nuevamente arrestado por golpear con su guitarra a un fanático violento durante un recital en Hamburgo, Alemania.

En septiembre de 1983, luego de varios conflictos internos en el grupo, Strummer emitió el tristemente célebre “Clash Communique”, que anunciaba la expulsión de Mick Jones. Poco antes, Topper Headon también había sido separado por su adicción a la heroína. A pesar de los problemas, la banda incorporó nuevos miembros y continuó gracias a la insistencia de Strummer. Hacia 1985 emitieron el álbum Cut the Crap pero luego de las malas críticas y el repudio de los fans, Joe Strummer dio por finalizado a The Clash.

Su vida luego de The Clash: 1985-1999

Un año más tarde, Strummer compuso varias canciones para la película Sid and Nancy, incluyendo “Love Kills” y “Dum Dum Club”. Poco después, trabajó con Mick Jones en su nuevo proyecto, Big Audio Dynamite, co-componiendo la mayor parte de los temas del segundo álbum de la banda. En 1987, actuó en las películas Walker y Straight to Hell, dirigidas por Alex Cox, y compuso el soundtrack para la primera. En 1989, colaboró en la película de Jim Jarmusch Mystery Train haciendo el papel secundario de un hombre borracho llamado Elvis. Sumado a esto, tuvo otra participación secundaria en la película de Aki Kaurismäki I hired a contract killer de 1990 protagonizando a un guitarrista que canta dos canciones en un pub. Durante estos años, continuó ligado a la industria cinematográfica componiendo y produciendo una gran cantidad de soundtracks, entre los que destaca el de Grosse Pointe Blank.

En 1989 Strummer comenzó a grabar con la banda The Latino Rockabilly War. Sin embargo, el álbum Earthquake Weather fue un desastre comercial y crítico por lo cual perdieron su contrato con Sony BMG Music Entertainment. En 1991 reemplazó brevemente a Shane MacGowan en el rol de cantante de The Pogues para una gira de la banda realizada poco después de la ida del cantante del grupo. A su vez, produjo el álbum Hell’s Ditch de la banda. El 16 de abril de 1994, Strummer tocó una variedad de temas de The Clash con la banda checo-americana Dirty Pictures en un show benéfico para los refugiados yugoslavos denominado “Rock for Refugees”. Luego de estas apariciones fugaces, Joe comenzó a colaborar con otras bandas como The Levellers, donde tocó el piano para el tema “Just the One”, y Black Grape donde contribuyó en el sencillo “England’s Irie” de 1996. En 1997 trabajó con los productores e ingenieros musicales Lee Perry y Marty Munsch en Nueva York para remezclar en versiones dub muchos de los temas de The Clash y The 101’ers.

Durante estos años, Strummer mantuvo una disputa con Sony BMG Music Entertainment, la discográfica de The Clash, hasta que ésta le permitió emitir sus trabajos solistas o con otras bandas en otra discográfica bajo la promesa de que, en caso de volverse a juntar, The Clash volvería con Sony. Por otro lado, se dedicó a ser presentador radial en su programa de media hora de duración emitido por la BBC World Service y llamado “London Calling”.

The Mescaleros: 1999-2002

Finalmente, a fines de los ’90 Strummer reunió a un grupo de músicos destacados para crear una nueva banda a la que llamó The Mescaleros. El grupo firmó con Mercury Records y emitió su primer álbum, Rock Art and the X-Ray Style, en 1999. Con el objeto de promocionarlo, comenzaron una gira por el Reino Unido y los Estados Unidos donde también tocaron, en algunas ocasiones, temas clásicos de The Clash. En 2001, la banda firmó contrato con la discográfica punk de California Hellcat Records y lanzó su segundo álbum de estudio, Global A Go-Go. Una vez más, iniciaron una gira británico-americana en la que incluyeron a su repertorio temas de The Clash como “London Calling”, “Rudie Can’t Fail” y “(White Man) In Hammersmith Palais”, covers de clásicos del reggae y el ska y el tema “Blitzkrieg Bop” de The Ramones con el cual cerraban usualmente sus shows en modo de homenaje al recientemente fallecido Joey Ramone.

El 5 de noviembre de 2002, Strummer y The Mescaleros tocaron en un recital en beneficio de los bomberos voluntarios de Londres. Mick Jones, que se encontraba entre los espectadores, sorpresivamente se unió a la banda cuando ésta tocaba “Bankrobber” de The Clash y cantó y tocó la guitarra en los temas “White Riot” y “London’s Burning”. De esta manera, Strummer y Jones volvieron a tocar juntos por última vez después de 19 años. Jones remarcó luego que la situación no había sido premeditada y solo obedeció a sus impulsos.

El último show de Strummer fue en la Academia de Liverpool el 22 de noviembre de 2002. Poco antes de su muerte, había compuesto junto a Bono la canción “46664”, en favor de la campaña contra el SIDA en África iniciada por Nelson Mandela. Incluso, Strummer se había comprometido a tocar en un concierto en Robben Island en febrero de 2003 para apoyar dicha campaña.

Muerte y legado

Strummer falleció el 22 de diciembre de 2002 en su casa de Broomfield en Somerset, a causa de un falla cardíaco congénito no diagnosticado. Su inesperada muerte a los 50 años de edad fue un duro golpe para el amplio espectro de fanáticos a los que su figura había inspirado.

Para el momento de su muerte, Strummer se encontraba trabajando en un nuevo álbum que se emitió póstumo en octubre de 2003 con el título Streetcore. Entre otros temas, el disco contenía un tributo a Johnny Cash (“Long Shadow”), una canción recordando los atentados del 11 de septiembre de 2001 y el cover del clásico “Redemption Song” de Bob Marley, esta última grabada a dúo con Cash. Desgraciadamente, Strummer no tuvo la suerte de completar las partes vocales de una gran cantidad de temas, incluyendo “Dakar Meantime”, que interpretó en vivo algunas veces antes de su muerte.

En los premios Grammy de febrero de 2003, “London Calling” fue interpretada por Elvis Costello, Bruce Springsteen, Steven van Zandt, Dave Grohl, Pete Thomas y Tony Kanal como tributo a Strummer. Para marzo de ese año, The Clash fue inducido al Salón de la Fama del Rock.

A lo largo de su carrera, Strummer se destacó por su devoción hacia sus seguidores. De hecho, se dice que jamás abandonó un local luego de un concierto sin antes haber firmado autógrafos y hablado con todos los que lo hubieran estado esperando, a pesar de que este proceso pudiera durar horas. Con relación a esto, en una ocasión en la que era llevado al hospital por un golpe en su pierna, hizo parar la ambulancia para hablar con algunos fans que lo seguían de cerca.

En 2006, se emitió un documental de Dick Rude titulado Let’s Rock Again! en el que se muestran anécdotas de la gira de The Mescaleros para su álbum Global a Go-Go. Ese mismo año, la banda de Nueva Orleans Cowboy Mouth hizo una canción llamada “Joe Strummer” para su álbum Voodoo Shoppe en la que se narra la historia de un hombre que deja a su novia porque ella “no sabe quién fue Joe Strummer”. El tema ganó significativa popularidad en la radiofonía americana durante un tiempo.

Además de su música, Strummer colaboró en la creación de “Future Forests” (luego renombrado como The Carbon Neutral Company) que es una organización dedicada a la plantación de árboles alrededor del mundo con el objeto de combatir el calentamiento global.

Matrimonios

A comienzos de los ’70, Strummer, a cambio de £100, se casó con la sudafricana Pamela Moolman para que ésta pudiera obtener la ciudadanía británica. Entre los años 1979 y 1993 mantuvo una relación con Gaby Salter, con quien incluso tuvo dos hijas, pero nunca se casaron. En 1995 se casó con Lucinda Tait con quien estuvo hasta su muerte.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: